Rodolfo Walss: "El PAN se juega su futuro en esta elección"

Por: La redacción

Rodolfo Walss Aurioles, una de las voces más críticas del PAN, expone a Revista de Coahuila el punto de vista del sector más abierto de su partido, haciendo un recorrido por la situación interna de Acción Nacional y de su visión sobre el proceso electoral por las diputaciones federales que se define este siete de junio en Coahuila y en todo el país, además de abordar el ambiente que priva al interior del PAN en Torreón y en el estado.

RC: Como consecuencia de la llegada de los nuevos alcaldes en Saltillo, Monclova y Frontera, de los cambios políticos que se han presentado y de las actuales campañas, ¿la composición interna del PAN se ha alterado?

RW: Se ha modificado poco, sigue habiendo un grupo que tiene el control del partido a nivel estatal y que es encabezado por Guillermo Anaya. En la última elección interna por las diputaciones federales, quince días antes, se integró una alianza con los alcaldes de Saltillo, Monclova, Frontera y gente de Torreón como José Ángel Pérez. Yo participé, pero no muy activamente; lo cierto es que estuvimos a muy poco de poder quitarles el control de la designación de los candidatos, pero a nivel estatal todavía siguen teniendo una pequeña minoría; a nivel de Torreón, que es donde te puedo platicar más, este grupo sigue teniendo el control del partido, pero también ya se comienza a fracturar. Recientemente se comenta mucho la salida de Miguel Batarse de la dirigencia del partido, él es una gente de todas las confianzas de Luis Fernando Salazar; pero también se menciona el rompimiento de Fernando Gutiérrez “El Guty” con Guillermo Anaya, cuando eran gentes con una relación sumamente estrecha, a raíz de que no le dan la candidatura plurinominal a Fernando. Otro aspecto es que Guillermo Anaya ya tiene también que compartir el control del partido con Luis Fernando Salazar, ya no está él solo. Será muy interesante ver lo que sucede de cara a las elecciones de 2017, donde se juagarán las alcaldías y la gubernatura.

RC: ¿Qué papel juega Jorge Zermeño en este reacomodo?

RW: Bueno, Jorge Zermeño fue la cabeza durante muchos años de este grupo, él lo fundó originalmente, pero se da un rompiendo después de que regresa de España y no puede obtener la senaduría. Creo que en buena medida el grupo de Anaya y Luis Fernando lo está utilizando porque no pueden ganar una elección, desde la candidatura de Guillermo Anaya a la gubernatura, y desde las elecciones del año pasado no se ha podido ganar ni una sola diputación local, salvo una diputación federal, más la dolorosa derrota por la alcaldía de Torreón, la cual ya todos dábamos como un hecho, porque estaban la situaciones perfectamente dadas, pero ese grupo político no supo manejar la situación para ganar la alcaldía. Bajo esta circunstancias ellos le tienen que dar la oportunidad a una figura a la que, bajo otras condiciones, no se lo hubieran permitido, para buscar ganar una elección y darse un respiro; pero esto se hace bajo reserva, porque si bien Jorge Zermeño les da la oportunidad de ganar una elección, Luis Fernando Salazar sabe perfectamente que si Zermeño gana la elección, se convierte en el candidato natural a la alcaldía, una posición a la que él en definitiva aspira. Se maneja mucho el hecho de que hay interés en ponerle ciertos obstáculos a Zermeño para que tampoco tome la fuerza necesaria para convertirse en un candidato natural a la presidencia municipal.

RC: ¿Crees que ha perdido fuerza Jorge Zermeño?

RW: Creo que sí; él depositaba toda su fuerza en este grupo. Todos los operadores políticos con que contaba han quedado del lado de Guillermo Anaya y de Luis Fernando, eso le hizo perder mucha fuerza para poder operar internamente el partido; ahorita está retomando a algunos de ellos y tratando de rehacer el equipo. El problema es que ya no confía plenamente en ellos y se encuentra en medio de la línea de fuego; porque el problema para Luis Fernando es que si Jorge Zermeño gana, le quita la posibilidad de llegar a la alcaldía.

RC: ¿Hay fuego amigo?

RW: Yo creo que está la pugna abierta, por un lado la necesidad de ganar una elección y por la otra el problema de que Jorge Zermeño gane y les bloquee los planes que ellos tienen para el 2017. Sí hay la posibilidad de que se dé fuego amigo.

RC: ¿Crees que Zermeño gane?

RW: Creo que debe de ganar frente a un candidato como el que ha lanzado el PRI-PVEM. Sólo podría perder si desde dentro le meten el pie los propios panistas, lo que no está descartado.

RC: En el caso de Guillermo Anaya, él mismo se ha “destapado” para ser el candidato a la gubernatura en el 2017. ¿Crees que sea factible esa candidatura?

RW: Independientemente de otras cosas hay que reconocer que Guillermo Anaya tiene una carrera política muy, muy importante, que tiene mucha experiencia, que tiene capacidad y habilidad. Ahí tienes la encuesta que hizo el periódico Vanguardia, donde aparece muy bien posicionado, considerando que no había hecho ningún tipo de campaña. Sí, yo veo factible que pueda ser el próximo candidato del PAN a la gubernatura en el 2017; el único problema que puede haber es lo que piensen los alcaldes de Saltillo y Monclova, si ellos tienen algún tipo de aspiración en ese sentido, pero por ahora no los veo moviéndose.

RC: ¿Por qué afirmas que Zermeño sería el candidato natural a la alcaldía?

RW: Por el capital político que ya tiene y por la posición que tomaría si gana la elección de diputado. Además, Luis Fernando Salazar no ganaría la elección por la alcaldía, como dicen, no votaría por él ni su familia. Ése el problema interno para los panistas, que saben que Luis Fernando sería el peor candidato, pero él está aferrado con ese proyecto político.

RC: ¿Qué ha ganado Luis Fernando Salazar?

RW: No sé si la diputación local la ganó o fue plurinominal, pero la senaduría la ganó con la ola de la elección federal, a diferencia de Guillermo Anaya, quien ha ganado elecciones con la ola de las elecciones federales, pero también ha ganado elección por sus propios méritos, como la alcaldía por ejemplo. Pero Luis Fernando por sí solo no gana una elección.

RC: Los panistas de Saltillo, de Monclova, del Norte, de alguna manera deben ser más protagónicos, porque son ellos los que ocupan las alcaldías y pueden representar la diferencia en una elección estatal.

RW: Sí, creo que ahorita el panismo que le hacen más sombra al de Torreón es el de Monclova, por la cantidad de miembros que tiene, a diferencia de Saltillo que no sé por qué tiene menos militantes; pero los panistas del norte y del centro si están cuestionando cuál es su posición, más ahora que han ganado elecciones. Creo que hay un sentimiento muy legítimo de que ellos estén pidiendo a la gente de La Laguna que ya les den chance, porque son ellos los que han ganado las alcaldías, mientras acá no se ha podido ganar ni una diputación local en las últimas elecciones.

RC: ¿Cómo ves tú las campañas electorales aquí en La Laguna?

RW: Yo veo a Jorge Zermeño fuerte, muy consolidado, es un político muy querido. Si no le meten el pie desde dentro no debe tener ningún problema para ganar, está haciendo una campaña bastante interesante.

RC: ¿Cómo ves a José Refugio Sandoval?

RW: Como candidato es muy malo, no lo conozco personalmente, pero lo hemos visto en las presentaciones (porque debates propiamente no ha habido) y es una gente con problemas para expresarse, para presentar ideas, para transmitir un proyecto político; no tiene capacidad para manejar su discurso. Definitivamente está en franca desventaja con un candidato como Jorge Zermeño.

RC: ¿Tú crees que el PRI dé como perdido el distrito?

RW: No creo. Hay que recordar que Miguel Riquelme Solís tiene un proyecto político personal, que necesita demostrar que tiene un control político-electoral en el municipio. Además tienen operadores electorales muy experimentados y eficaces. No se pueden dar por perdidos. Sí creo que el candidato que lanzaron no ha resultado el más adecuado, pero de alguna manera, si llegaran a perder, pueden decir que fue el verde el que perdió, porque el distrito es difícil. Además recuerda lo que pasó con la elección por la alcaldía.

RC: Si pierde Zermeño sería el acabose.

RW: Si pierde, sería una derrota muy, muy dolorosa; ahí es donde yo veo el problema para Jorge, que el PRI sabe que si  le gana la elección, terminan con la dinastía, con todo lo que significa el apellido Zermeño en Torreón, ya no podría ser candidato a la presidencia municipal en caso de que así lo quisiera.

RC: ¿Entonces hay posibilidad de fuego amigo?

RW: Sí, yo creo que hay posibilidades de fuego amigo.

RC: ¿Cómo ves tú a Isidro López? Es el alcalde de Saltillo, no sé si sea adherente o militante del PAN, pero sí es miembro de una familia muy posicionada en Saltillo. ¿Ya demostró el peso que tiene al ganar inesperadamente la capital del estado?

RW: Yo creo que efectivamente si don Isidro desea aspirar a otra posición política, tiene muchas, muchas posibilidades, de obtener éxito, pero yo ahora no lo veo moviéndose en ese sentido. No lo conozco mucho, pero habrá que ver que todavía queda bastante tiempo de aquí a las elecciones del 2017.

Comentarios

Entradas populares